Rehabilitar el túnel de Herreros del Ferrocarril Castro-Traslaviña

Esa es la propuesta que realiza Juantxu Bazán, director de la Escuela Taller de Castro Urdiales, en su blog y de la que se ha hecho eco la prensa vizcaína.

Si fuera técnica y económicamente posible sería, desde luego, una buena noticia. Este túnel de casi dos kilómetros podría enlazar Cantabria y Vizcaya por medio de una vía verde, que circularía por una zona de gran atractivo natural.

Más información en el blog de Juantxu Bazán.

Boca de entrada del túnel de Herreros en la vertiente cántabra

http://www.deia.com/2017/04/25/bizkaia/piden-rehabilitar-el-viejo-tunel-minero-de-sopuerta-a-castro#disqus_thread

Piden rehabilitar el viejo túnel minero de Sopuerta a Castro

El antiguo trazado ferroviario ofrece una conexión natural entre rutas verdes

ELIXANE CASTRESANA – Martes, 25 de Abril de 2017

SOPUERTA – Fue el segundo túnel más largo del Estado de ferrocarriles de vía estrecha, con casi dos kilómetros de extensión para conectar Sopuerta y Castro Urdiales. Inutilizado desde 1966 tras la paralización del tren entre la localidad cántabra y Traslaviña, en Artzentales, podría volver a unir Bizkaia y Cantabria, pero no para transportar mineral, sino para acercar los territorios a través de sus vías verdes. Así lo creen a ambos lados del pasaje de Herreros. Por ello, han recuperado la vieja aspiración de restaurarlo.

“No debería desdeñarse la posibilidad de rehabilitar este recurso cultural y convertirlo, 120 años después de su construcción, en una hermosa vía de comunicación verde que, dicho sea de paso, significaría un recurso turístico de gran interés”, valora Juantxu Bazán, director de la escuela taller de Castro Urdiales, que ha relanzado la propuesta con el ánimo de “trasladar este proyecto a los gobiernos de Cantabria y Euskadi”. Entre 2008 y 2009 se mantuvieron contactos institucionales “entre el Ayuntamiento de Castro y la asociación de desarrollo rural Enkarterrialde, en los que también participó la Diputación Foral de Bizkaia”. Se encargó un reconocimiento del estado del túnel al grupo de espeleología GRAES y se propuso a varias empresas que presupuestaran un estudio exhaustivo de viabilidad técnica y económica.

EN BUEN ESTADO Juantxu Bazán estaba entre las personas que se adentraron en el túnel en agosto de 2008. Descubrió “un espacio que te atrapa” y pudo constatar “su atractivo aspecto visual y que se encuentra en un estado de construcción muy razonable” que facilitaría las obras. En aquella expedición peinaron los 1,9 kilómetros “totalmente rectos con pendientes a ambos lados; es decir el nivel asciende ligeramente hacia el centro y luego vuelve a descender”. La estructura, que terminó de construirse en 1899, mide casi cuatro metros de ancho y cinco de alto y está revestido de mampostería o ladrillo en la mayor parte de su trazado.

Juantxu vivió una experiencia solo apta para especialistas, ya que tanto la boca de Sopuerta, cerca de los hornos de calcinación de la mina Catalina, como la de Castro Urdiales a través de Herreros, “están anegadas”. Paradójicamente, esto habría librado al pasaje de sufrir actos vandálicos. Sin embargo, el informe geotécnico “finalmente se interrumpió por el hecho de que Castro Urdiales no podía meterse en ese tipo de aventuras por encontrarse en una situación económica de absoluta precariedad”.

Casi diez años más tarde, la rehabilitación del paso de Herreros vuelve a ponerse sobre la mesa con el respaldo también de la asociación Alén de Sopuerta. “Compartimos el interés y la valoración de los beneficios medioambientales y sociales asociados al proyecto, así como su repercusión cultural e histórica. Además, constituye una oferta excepcional de hábitos saludables y paisajísticos”, recalcan desde el colectivo cultural, que divulga el patrimonio de Enkarterri ligado a la minería.

Y es que el túnel de Herreros abriría una puerta a enlazar de manera natural las vías verdes de Cantabria y Bizkaia. “Es posible recuperar el trazado entre Traslaviña y Castro, de hecho se ha llevado a cabo en determinados tramos”, señala Juantxu Bazán. En Cantabria se ha actuado en la vía verde entre Brazomar y Mioño “por el túnel de Valverde” y el trayecto entre Santullán y el túnel de Herreros. Por otra parte, ayuntamientos de Enkarterri y Meatzaldea suscribieron recientemente un convenio para potenciar la vía verde de los Montes de Hierro, que conecta la estación de Traslaviña, en Artzentales, y Muskiz.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s